Redes sociales, la nueva tarjeta de visita

25 Oct

business-cards

Tengo la costumbre de clasificar las tarjetas de visita en tres grupos:

  • El más obvio es el de las que pertenecen a gente con la que tengo contacto habitual, y son las que tengo más a mano.
  • El segundo grupo es el contrario, se refiere a las de personas de las que llevo años sin saber nada, o empresas que pasaron a mejor vida (ahora que vamos encendiendo las primeras chimeneas, me hacen un excelente último servicio).
  • Y el tercer grupo es el de las que me traen buenos recuerdos de viajes, encuentros, entrevistas o sitios por los que pasé. Esas no las tiro, sino que las tengo guardadas por ahí, de la misma manera en que conservamos entradas a cierto espectáculo, fotografías, invitaciones de boda o recibos de restaurantes que sólo con mirarlos nos llevan de vuelta a aquella situación “sin duda inolvidable y ya olvidada”, que decía Borges.

Pero todo esto no es más que rollo personal antes de entrar en el meollo del post:¿Cómo seguimos siendo tan anticuados como para usar tarjetas de visita?

Hay quienes siguen defendiendo el modelo tradicional de la tarjeta, y hay quienes están haciendo negocio adaptándolas a los dispositivos móviles (en este enlace tienen unas cuantas apps), o creando empresas especializadas en la elaboración de tarjetas digitales. Todo parece indicar que estos pedacitos de cartón van a seguir el mismo camino que libros, periódicos, revistas y cualquier otro objeto basado en el papel. Pero al mismo tiempo está ocurriendo otro fenómeno: verán, esta semana he estado yendo a mucho sarao, tanto digital como presencial (Así está el blog, lleno de telarañas). En algunos de estos eventos me dedicaba a tuitear los momentos más destacados, y después conocí a otros tuiteros que habían estado haciendo lo mismo. Y entonces nos intercambiábamos tarjetas… y nos comenzábamos a seguir mutuamente.

Creo que el seguimiento en redes sociales, con Twitter y Linkedin a la cabeza, es la verdadera tarjeta de visita del siglo XXI. Es instantáneo, veloz, moderno. Mucho más fácil de controlar que los Rodolex o esos archivadores donde las tarjetitas se iban acumulando. Y, caso de que no nos hayamos dado cuenta, también puede ser un arma de doble filo. Me percaté de ello cuando vi esta entrevista con Eva Collado Durán, tuitcontacto y especialista en RR HH. Se la recomiendo, porque tiene mucho interés en general, pero no se me pierdan esta declaración concreta (minuto 1:01):

 “Ahora, las personas que seleccionamos, tenemos la oportunidad de conocer al candidato en la Red. Es decir, podemos pasar de la selección curricular habitual a la selección por conversación (…) podemos observar el comportamiento del candidato en la Red, incluso podemos conversar con él y podemos ver perfectamente qué marca personal tiene, si conjuga con el ideal que queremos incorporar en nuestra organización (…) Es una manera de reclutar directamente a través de la conversación”.

Ueeeps. Es decir, que frente a la posible inconsecuencia de un intercambio de tarjetas, donde podemos volver a ver, o no, a la persona que nos la ha dado, un intercambio de seguimientos tiene una permanencia de la que no siempre somos conscientes. Quedamos a la vista de muchas personas con las que tenemos, o podríamos tener, una relación profesional. Y asusta un poco pensar que esa relación puede depender de lo que hagamos o dejemos de hacer en las redes. Como un microorganismo en una placa Petri, estamos expuestos a la evaluación continua de nuestro comportamiento.

Aún guardo en casa tarjetas de visita de los años 80, donde sólo aparece nombre, apellidos, dirección y teléfono (ni siquiera el fax). Ahora, al usar las redes como nuestra carta de presentación, aparecemos nosotros en todo momento. Puede ser magnífico si damos la talla. Puede ser devastador si somos una decepción. ¿Estamos a la altura?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: